Métodos de autoexamen de la piel

El autoexamen de la piel sirve para identificar crecimientos sospechosos que pudieran ser cáncer o que pudieran evolucionar en cáncer de piel (precáncer). Los adultos deben examinarse la piel una vez al mes. Busque cualquier crecimiento anormal o cualquier cambio de color, forma, tamaño o aspecto de un crecimiento en la piel. Revise si tiene alguna zona de piel lesionada que no sane.

Para hacer un autoexamen de piel:

  • Póngase de pie frente a un espejo de cuerpo entero. Examínese el cuerpo por el frente y la parte posterior y luego examine los costados izquierdo y derecho con los brazos levantados.
  • Doble los codos y revise detenidamente sus antebrazos, detrás de la parte superior de los brazos y las palmas de las manos.
  • Revísese los pies, las plantas y el espacio entre los dedos.
  • Con un espejo de mano observe:
    • La parte posterior de las piernas.
    • La parte posterior del cuello.
    • El cuero cabelludo. Sepárese el pelo varias veces, en diferentes lugares, para observarse todo el cuero cabelludo.
    • La espalda, las nalgas y la zona genital.

Si durante el autoexamen nota un crecimiento sospechoso en la piel, comuníquese con su médico.

PorEl personal de Healthwise
Revisor médico primario Kathleen Romito, MD - Medicina familiar
Revisor médico especializado Amy McMichael, MD - Dermatología

Revisado14 noviembre, 2014

Revisado: 14 noviembre, 2014

Autor: El personal de Healthwise

Evaluación médica: Kathleen Romito, MD - Medicina familiar & Amy McMichael, MD - Dermatología