Síndrome de Reiter

El síndrome de Reiter (artritis reactiva) es una afección que puede desencadenarse como resultado de una infección bacteriana en el tracto gastrointestinal o en el urinario. Afecta con mayor frecuencia a hombres jóvenes, aunque los hombres de cualquier edad y las mujeres también pueden verse afectados.

Los síntomas del síndrome de Reiter incluyen:

  • Dolor, hinchazón e inflamación de las articulaciones (artritis), especialmente en el lugar en el que la pelvis se conecta con la columna vertebral (articulación sacroilíaca) y en los pies y los dedos de las manos y los pies.
  • Inflamación del ojo (iritis).
  • Inflamación del conducto por el cual la orina sale del cuerpo (uretra). Es posible que haya secreciones en la punta del pene (uretritis).
  • Secreciones del cuello uterino.
  • Salpullido o llagas (úlceras) pequeñas, especialmente en el pene, en las plantas de los pies o en la boca.

Pueden usarse varios medicamentos para tratar el síndrome de Reiter.

Revisado: 5 junio, 2012

Autor: El personal de Healthwise

Evaluación médica: Susan C. Kim, MD - Pediatría & John Pope, MD - Pediatría

Esta información no reemplaza la consulta médica. Healthwise, Incorporated niega toda garantía y responsabilidad por el uso de esta información. El uso que usted haga de esta información implica que usted acepta las Condiciones de Uso. Cómo se desarrolló esta información para ayudarle a tomar mejores decisiones de salud.

© 1995-2014 Healthwise, Incorporated. Healthwise, Healthwise para cada decisión de la salud, y el logo de Healthwise son marcas de fábrica de Healthwise, Incorporated.


La Enciclopedia de la Salud contiene información general de salud. No todos los tratamientos o servicios descritos son beneficios cubiertos para los miembros de Kaiser Permanente ni se ofrecen como servicios de Kaiser Permanente. Para obtener una lista de los beneficios cubiertos, consulte su Evidencia de Cobertura (Evidence of Coverage) o el Resumen de la Descripción del Plan (Summary Plan Description). Para saber más acerca de los tratamientos recomendados, consulte a su proveedor de atención médica.